¡Bievenidos a Vila Real!

Decenas de miles de aficionados portugueses se agolparon en las gradas del circuito urbano de Vila Real el pasado 26 de junio.

Vila Real, probablemente junto con Nordschleife, es la prueba más difícil y peligrosa de este año en el Campeonato del Mundo de Turismos (WTCC). Un circuito urbano, a medio camino entre Macao y Mónaco. Casi 5 km de circuito por las colinas de la ciudad portuguesa y y velocidades de hasta 250 km/h en el último sector.

Un circuito histórico que recibe carreras automovilísticas desde 1931 y que se caracteriza por la proximidad de los carriles.

Al día siguiente de la calificación de Portugal para cuartos de final de la Eurocopa 2016 se supo la noticia: Tiago Monteiro, oriundo de Oporto, gana ante miles de aficionados enfervorecidos en un ambiente propio de las grandes noches en el Estádio do Dragão del FC Porto.

Descubre toda la información de WTCC

lee también